Peru: asesinato y la intimidación, amenazas y hostigamiento contra líderes indígenas (comunicación conjunta)

Foto: Facebook

Lo que sigue se basa en una comunicación escrita por la Relatora Especial sobre la situación de las personas defensoras de los derechos humanos y otros expertos de la ONU. La comunicación fue enviada al Gobierno de Perú el 6 de octubre de 2022. La comunicación permaneció confidencial durante 60 días, durante el cual se esperaba que el Gobierno respondiera. Lamentablemente, el Gobierno no respondió dentro de este plazo. Si se recibe una respuesta, se publicará en la base de datos de los Procedimientos Especiales de la ONU.

Esta es una versión más corta de la comunicación original.

Read the full communication

ANTECEDENTES

Tema: el asesinato y la intimidación, amenazas y hostigamiento contra líderes indígenas y personas defensoras de los derechos a la tierra y el medio ambiente en el departamento amazónico de Ucayali.

El Sr. Herlín Odicio Estrella es un líder indígena y defensor del derecho a la tierra y, desde septiembre de 2020 es el presidente de la Federación Nativa de Comunidades Kakataibo (FENACOKA), que agrupa al pueblo indígena Kakataibo en los departamentos de Huánuco y Ucayali. El Sr. Odicio Estrella ha defendido el derecho a la autonomía indígena y ha denunciado públicamente violaciones de derechos humanos por motivos ligados al narcotráfico, incluso en el marco de la COP26, celebrada en Glasgow en noviembre de 2021. Por su labor de defensa del medioambiente y de los derechos de los pueblos indígenas, el Sr. Odicio Estrella fue galardonado en el 2021 con el Premio “Resistencia Ambiental” entregado por Caretas.

El Sr. Nilson Vargas Rengifo es un líder indígena Asháninka, apu de la Comunidad Nativa Alto Oshirani, ubicada en la provincia de Coronel Portillo (Ucayali). El Sr. Vargas Rengifo y su familia habrían fundado la Comunidad Nativa Alto Oshirani, un espacio de terreno de aprox. 2000 ha que consideran como territorio ancestral donde viven unas 15 familias dedicadas al cultivo de yuca y plátanos. La comunidad estaría enfrentando desde hace varios años amenazas y usurpación de tierras por grupos ajenos para usarlas para sembríos ilegales. Como representante de la Comunidad, el Sr. Vargas Rengifo habría realizado en gestiones con el Ministerio de Agricultura para el reconocimiento y titulación de la comunidad, un proceso que ya lleva varios años.

Las amenazas y ataques contra líderes indígenas y personas defensoras de la tierra y del medioambiente en Perú fueron objeto de 5 comunicaciones previas enviadas al Gobierno de su Excelencia el 15 de junio de 2020 (PER 2/2020), el 21 de agosto de 2020 (PER 5/2020), el 27 de noviembre de 2020 (PER 9/2020), el 24 de abril de 2021 (PER 4/2021) y el 3 de agosto de 2021 (PER 6/2021), respectivamente. La situación de riesgo del Sr. Odicio Estrella y las amenazas recibidas en represalia por su labor de defensa fueron sujeto de la comunicación AL PER 9/2020, a la que lamentamos no haber recibido respuesta del Gobierno.

ALEGACIONES

Herlín Odicio Estrella

El 12 de abril de 2022, se celebró la ceremonia de lanzamiento de la gestión de la Reserva Indígena Kakataibo Norte y Sur, en la participó el Sr. Odicio Estrella en su calidad de presidente de la Federación Nativa de Comunidades Kakataibo (FENACOKA), junto a representantes de otras federaciones, organizaciones y autoridades indígenas, así como de varias entidades públicas y de la viceministra de Interculturalidad. En este marco, al día siguiente el Jurado Nacional de Elecciones otorgó la credencial de regidor del Concejo Provincial de Padre Abad (Ucayali) al Sr. Odicio Estrella, a fin de completar la gestión 2019-2022. La Reserva Indígena Kakataibo Norte y Sur fue creada en el 2021 después de 30 años de negociaciones, y demarca un territorio protegido e intangible para los Pueblos Indígenas Aislados y en Contacto Inicial que viven en la zona.

El jueves 14 de abril de 2022, alrededor de las 22:00 horas, dos individuos foráneos se habrían presentado frente a la casa Sr. Odicio Estrella cuando estaba solo en su casa en la Comunidad Nativa Yamino (Padre Abad, Ucayali), supuestamente para pedir quedarse la noche. Sin embargo, el Sr. Odicio Estrella lo habría considerado como un acto de intimidación y habría tenido que buscar refugio. Habría rumores que existía una recompensa por la muerte de Sr. Odicio Estrella.

El día siguiente, el mecanismo de protección estatal – el Mecanismo Intersectorial para la protección de las personas defensoras de derechos humanos – emitió una alerta y llamó al Sr. Odicio Estrella para verificar su situación de seguridad. El Mecanismo Intersectorial coordinó medidas de protección con la policía en la forma de un patrullaje policial a la comunidad.

Sin embargo, la policía no llegó hasta la comunidad, la cual se encuentra en una zona remota, según la información recibida debido a la falta de combustible.

El 19 de junio de 2022, por la tarde, el cuñado del Sr. Odicio Estrella habría sido amenazado y golpeado por dos personas desconocidas armadas mientras regresaba de su chakra. Los desconocidos estarían armados con armas de fuego largas identificadas como MGL y GALIL. Mientras lo atacaban, los agresores habrían preguntado a la víctima el paradero e información sobre el Sr. Odicio Estrella y dos otros líderes más. Como resultado del ataque, la víctima sostuvo lesiones en la espalda y quedó traumatizada.

Tras el incidente, el Sr. Odicio Estrella y su cuñado habrían acudido al Ministerio de Justicia y Derechos Humanos, la entidad estatal a cargo de la activación del Mecanismo Intersectorial para la Protección de Personas Defensoras de Derechos Humanos. Sin embargo, no se habrían tomado
acciones más allá del envío de una alerta a las autoridades locales.

El 29 de junio de 2022, un otro grupo de tres personas desconocidas armadas habrían golpeado a un miembro de la comunidad, lo habrían obligado a arrodillarse y, amenazándolo de muerte, le habrían preguntado por el paradero de los líderes quienes “trajeron a la marina [FF.AA] para erradicar”. Los asaltantes le habrían tomado una foto y le habrían dicho que ahora “conocen su cara” y que si vuelve “la marina” lo iban a buscar para matarlo.

Este último hecho habría ocurrido en un contexto de incremento de las amenazas e intimidación en contra del Sr. Odicio Estrella, quien desde varios años habría sido objeto de hostigamiento y amenazas de muerte por parte de grupos vinculados al narcotráfico por su labor de defensa del medioambiente, de la tierra y de los derechos humanos de los pueblos indígenas. El hostigamiento también es debido a sus denuncias recientes sobre la ola de violencia en contra de las comunidades indígenas en las regiones amazónicas, debido a la expansión de las actividades ilícitas en sus territorios, como la tala ilegal, el tráfico y la usurpación de tierras para el cultivo de la hoja de coca y de monocultivos como la palma africana.

El 1 de julio de 2022, la Federación Nativa de Comunidades Kakataibo, presidida por el Sr. Herlin Odicio Estrella emitió un pronunciamiento alertando sobre el incremento de la violencia derivada por las actividades de vinculadas al narcotráfico, pero también por la falta de protección para las
personas denunciantes de narcoactividades en los operativos de erradicación de coca.

Desde finales de junio de 2022, se habrían realizado operativos de erradicación de cultivos de hoja de coca ilegales en los territorios de las comunidades nativas de Mariscal Cáceres, Unipacuyacu, Yamino, Puerto Azul y Santa Martha tras años de denuncias y pruebas ofrecidas a las autoridades por las comunidades y sus federaciones. Sin embargo, estas operaciones, conducidas por las fuerzas armadas y la policía nacional, se estarían llevando a cabo sin acompañar ni brindar medidas de protección y estrategias de protección integral a las comunidades y sus líderes en los procesos de restitución de tierras invadidas, dejándolas altamente expuestas a represalias por los grupos
vinculados al narcotráfico.

Hechos anteriores:

En septiembre de 2020 una persona, identificada como unos de los narcotraficantes que coordinan la producción y salida de droga en la zona, se habría acercado al Sr. Odicio Estrella con un intento de soborno. El supuesto narcotraficante le habría ensañado videos de avionetas con droga aterrizando y despegando en las áreas más remotas de su comunidad y habría propuesto unirse a ellos para incrementar la producción y enviar cargos cada dos semanas. A cambio de su ayuda y el acceso al territorio, habrían ofrecido pagarle medio millón de soles por avioneta, pero al rehusar la oferta, las intimidaciones y el acoso en contra del líder indígena se habrían recrudecido.

En marzo de 2021, días después de los asesinatos de otros dos defensores Kakataibo, el Sr. Odicio Estrella habría sido obligado a huir de su comunidad y vivir en la clandestinidad por varios meses tras amenazas de muerte por parte de personas vinculadas al narcotráfico.

En septiembre de 2021, un familiar del Sr. Odicio Estrella, también líder indígena, habría sido víctima de ataques supuestamente en represalia por su trabajo de protección del bosque y erradicación de cultivos ilícitos.

El territorio del pueblo Kakataibo es una zona con alta presencia de actividades ilegales – como la minería, la tala de árboles y el narcotráfico – que generan una alta conflictividad socioambiental, y un peligro para personas defensoras de derechos humanos y para la comunidad en general. Desde el
inicio de la pandemia, cuatro líderes indígenas Kakataibo habrían sido asesinados. Todas las muertes estarían relacionadas con el conflicto socioambiental y la acción de actores ilícitos.

Nilson Vargas Rengifo

El 9 de abril de 2022, alrededor de las 23:00 horas, el Sr. Vargas Rengifo estaba caminando de vuelta a su comunidad tras hacer unas diligencias en la ciudad de Pucallpa en compañía de otras dos personas, cuando una persona en motocicleta habría atropellado al Sr. Vargas Rengifo y luego se dio a la fuga. El Sr. Vargas Rengifo fue llevado al Hospital Regional de Ucayali con lesiones en la cabeza y una fractura grave en la pierna. Las circunstancias del incidente y la posibilidad de que habría sido un atropello intencional todavía están por esclarecer.

El 10 de abril de 2022, en la madrugada, mientras que los líderes de la comunidad estaban atendiendo al Sr. Vargas Rengifo que seguía hospitalizado, n grupo de individuos desconocidos habrían irrumpido en la comunidad nativa de Alto Oshirani y destruido 19 viviendas y la casa comunal para luego prenderles fuego, obligando a las familias a dejar su territorio. Estos hechos habrían afectado a más de 60 personas.

El Sr. Vargas Rengifo y las organizaciones indígenas alegan que los responsables de los incidentes serían grupos que buscan invadir las tierras de la comunidad para sembríos ilegales y que habrían estado acosando y amenazando a la comunidad durante años. El 11 de diciembre de 2021, el mismo grupo habría ingresado en la comunidad y destruido la casa comunal.

Un día antes de los incidentes, el 8 de abril, el Sr. Vargas Rengifo habría presentado una denuncia y solicitado medidas de protección para él y su comunidad debido a las amenazas y usurpación de tierras a los que se estaban enfrentando. Por ello, el 14 de abril de 2022, la Defensoría del Pueblo dirigió un oficio a la Dirección General de Derechos Humanos del Ministerio de Justicia y Derechos Humanos solicitando la activación del procedimiento de alerta temprana del Mecanismo Intersectorial para la Protección de Personas Defensoras de Derechos Humanos a favor del Sr. Vargas Rengifo y su núcleo familiar.

El 20 de abril de 2022, mediante el mismo Mecanismo Intersectorial, la organización que representa al Sr. Vargas Rengifo y a la Comunidad Nativa Alto Oshirani solicitó la asignación de una patrulla policial como medida urgente de protección para acompañar a la comunidad afectada en su ejercicio
de posesoria extrajudicial. También se solicitó al Mecanismo una acción coordinada entre el sector del Ministerio de Agricultura y el del Ministerio de Medioambiente para llevar una inspección en el terreno de los hechos, con la finalidad de acreditar la posesión de la comunidad antes de que fuera demasiado tarde. Según información de los comuneros, los usurpadores ya habrían sembrado bolaina en el lugar de los hechos para borrar las evidencias de la posesión comunal.

El 22 de abril de 2022, los comuneros habrían retornado a su territorio sin ningún apoyo de la policía, y habrían comenzado a reconstruir sus viviendas. Sin embargo, el 27 de abril de 2022, la Comunidad Nativa habría sufrido otro ataque por parte de grupos ajenos.

Este mismo día, se solicitó nuevamente con carácter de urgencia la activación del Mecanismo Intersectorial para enviar un patrullaje policial a la zona. También se habría pedido como mecanismo de protección la garantía de un patrullaje regular mensual, así como la posibilidad de accionar patrullajes de emergencia frente a la situación de alto riesgo en que se encontrarían la Comunidad Nativas y sus líderes. Finalmente, en virtud de la reciente modificación del Mecanismo Intersectorial que permite “determinar los ajustes pertinentes o la implementación de acciones complementarias relacionadas con los problemas estructurales asociados al riesgo”, la Comunidad solicitó una reunión urgente con el sector del Ministerio de Agricultura (que está a cargo de las asignaciones territoriales) y el Ministerio de Cultura (quien lleva cuestiones relacionadas a los pueblos indígenas) para agilizar el proceso de reconocimiento y titulación del territorio de la Comunidad Nativa.

Sin embargo, hasta la fecha ninguna de estas solicitudes urgentes habría sido atendida. Al contrario, entre el 1 y el 15 de mayo de 2022 una brigada del Ministerio de Agricultura habría ingresado a la zona para formalizar la ocupación de tierras por parte del grupo de invasores que habrían venido
agrediendo la Comunidad Nativa Alto Oshirani y sus defensores.

La Comunidad Nativa Alto Oshirani está en la cuenca del medio Ucayali, dentro de la zona de amortiguamiento de la Reserva Comunal El Sira, una zona particularmente afectada por el incremento del narcotráfico y el tráfico de tierras, por lo que las comunidades indígenas sufren ataques constantes por cocaleros para obligarlas a abandonar sus territorios.

El proceso de titulación indebidamente demorado o negado ha sido un problema reportado por muchas organizaciones indígenas en todo el país, las cuales denuncian que, en casos de conflicto sobre el territorio, los gobiernos regionales no reconocerían ni titulan a las comunidades, perpetuando así los ciclos de conflictividad. La falta de seguridad jurídica de los territorios indígenas expone a las comunidades, en particular a sus líderes y defensores, a un nivel aún más alto de riesgo y vulnerabilidad a ataques y otras violaciones de sus derechos.

PREOCUPACIONES

En la comunicación, expresamos nuestra profunda preocupación por la seguridad de los Sres. Odicio Estrella y Vargas Rengifo y sus familiares ante los supuestos ataques y amenazas en su contra. Nuestra preocupación se ve agravada por el presunto carácter repetitivo de estos ataques y amenazas, que parecen directamente relacionados con el trabajo de los Sres. Odicio Estrella y Vargas Rengifo en defensa de los derechos de sus
comunidades.

Actions

Submit Information
Submit confidential information on a HRD at risk
Communications and Press Releases
How do communications and press releases work?
Contact Mary
Reuest a meeting with Mary or her team

Home

News

Search

Information received

Contact